Martes 16 de Abril de 2024

  • 19.2º

LOCALES - POLICIALES

27 de julio de 2019

Los rompe vidrieras volvieron actuar en San Francisco

El primero de los ataque se produjo a la 1.30 de la madrugada, la verdulería La Media Naranja, propiedad de Germán Enrique, ubicada en Ingenieros 610 esquina Roque Sáenz Peña, sufrió la destrucción del vidrio de la puerta principal supuestamente con un objeto contundente como una maza. Una vez en el interior, el o los malvivientes sustrajeron la caja registradora que tenía en su interior unas monedas y un poco de cambio.

El robo fue descubierto por un empleado pasó en la madrugada por el lugar y avisó al propietario y a la policía. "Es mayor el daño que provocaron que lo que se llevaron, porque en la caja registradora había solo monedas y unos pocos billetes", contó uno de los empleados.   Este es el tercer robo que sufre el comercio en poco tiempo. Hace unas semanas, le sustrajeron dos reflectores que había frente al local. También hace unos meses, les habían sacado una hidrolavadora junto a mercadería.   En una pinturería   Entre las 3 y las 3.30, se registró otro hecho parecido al del comercio de barrio Sarmiento. Según se pudo determinar, un individuo utilizando una maza rompió uno de los vidrios de la puerta de ingreso a Pinturería Ariel, ubicada en Las Malvinas 930, en el barrio La Florida.   Ya en el interior del local, antes que se activara el sistema de alarmas, el delincuente pegó un puntapié para poder violentar la puerta y se apropió de un compresor de 18 litros.   Con ese botín, el malviviente se subió a una motocicleta tipo Honda Biz 110cc, que era conducida por un cómplice que lo estaba esperando. De acuerdo a lo que se pudo establecer, ambos se dieron a la fuga con rumbo desconocido.   La imagen de quien rompió el vidrio quedó registrada en las cámaras de seguridad que posee el comercio. "No se le ve el rostro porque actuó encapuchado", dijo Leandro, un empleado de la pinturería. Agregó: "Cuando comenzó a sonar la alarma el intruso alcanzó a sacar el compresor y se dio a la fuga".   Este es el primer robo que sufre este comercio, "el compresor que nos llevaron está valuado en diez mil pesos", apuntó el empleado.   Se especula que se podría estar ante el mismo autor en los dos hechos de robo ya que la modalidad fue similar, romper el vidrio con una maza ingresar y llevarse lo que está a mano antes de que se dispare el sistema de alarma.   Desde la fiscalía del 4º turno la fiscal Leonor Falla ordenó una serie de diligencias tendientes a esclarecer ambos hechos.

COMPARTIR:

Comentarios